Legisladores así como dirigentes panistas se comprometieron a trabajar en forma conjunta con la Asociación Mexicana de Empresas de Seguridad Privada A.C.) y ASUME (Agrupaciones de Seguridad Unidas por un México Estable) para la creación, a corto plazo, de una ley que permita regularizar a las empresas de seguridad privada que existen en el país así como la creación de una Cámara Empresarial que las agrupe a dichas empresas, esto ante el incremento de elementos de seguridad sobre todo de escoltas, debido al aumento de la desconfianza en los cuerpos de seguridad pública.

Esto en una reunión de trabajo en donde analizaron la problemática que viven las empresas del ramo, en todas sus modalidades, como son: guardias intramuros, escoltas, seguridad electrónica, traslado de valores y blindaje de automotores.

Ambos grupos coincidieron en la necesidad de revisar la legislación existente en la materia y establecer un consejo permanente para darle seguimiento al tema, es decir, mantener un canal de comunicación directo.

Por el sector, AMESP, insistió en la necesidad de además de regularizar al sector, capacitarlo y en particular, generar un estándar de competencias, en especial del personal que se desempeña como escolta.

Al respecto, Roberto Rivera, dijo que el organismo que preside está a favor de que se haga una base de datos de todo el personal que labora en este tipo de empresas, que se credencialice y que sus labores estén vigiladas o supervisadas por los Sistemas de Seguridad Pública.