El número de agentes de la policía muertos tras ser atacados a balazos por al menos un par de francotiradores en el centro de Dallas, se elevó durante la madrugada de este viernes a cinco.

Dos de los siete heridos se encuentran graves y otro en estado crítico… La policía mantiene en custodia a tres personas, y a otros dos individuos que circulaban por una autopista en un Mercedes.

Uno de los sospechosos de los disparos,  murió luego de un tenso enfrentamiento con la policía.

Ayer por la noche los agentes fueron atacados cuando vigilaban una marcha de protesta contra la violencia policial en todo el país.

En el centro de Dallas se mantiene un operativo de seguridad.

En el marco de la Cumbre de la Otan en Varsovia, Polonia, el presidente, Barack Obama, ha condenado enérgicamente el tiroteo de Dallas, arremetió contra la permisividad de las leyes que permiten adquirir armas en Estados Unidos.