Comerciantes denuncian incumplimiento por parte del gobierno de la Ciudad de México y exigen espacios para vender.

Se trata de los comerciantes que hace unos días fueron obligados a abandonar dos espacios donde trabajaban en Avenida San Antonio Abad, entre los metros Pino Suárez y San Antonio de la Ciudad de México.

De acuerdo con los inconformes, que aseguran representar por lo menos a 80 organizaciones de informales, que alcanzan al 80 % de quienes comercian en calles del centro de la capital del País; había un convenio con el gobierno capitalino, en el que se comprometieron a abandonar dos plazas de San Antonio Abad, a cambio de establecimientos donde pudieran vender, lo cual aseguran, no cumplieron las autoridades que les ofrecieron predios en malas condiciones y en los que no hay espacios habilitados para la venta de sus productos.

Ahora los informales, dicen estar dispuestos a sentarse a dialogar con el jefe de Gobierno de la Ciudad de México, para llegar a algún acuerdo.

Su propuesta consiste en que la administración local les entregue espacios habilitados para vender, no predios abandonados y en malas condiciones, para poco a poco, abandonar las calles, pero también contar con regulación para aquellos vendedores que deban permanecer en las calles, mientras son reubicados, incluso aseguran que no se niegan a pagar impuestos.