La promulgación de las leyes del Sistema Nacional Anticorrupción, tendrá un efecto positivo inmediato en percepción respecto a México y también en el ambiente económico.
Así lo manifestó Joaquín Gándara presidente del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas, quien aseguró que con las leyes anticorrupción, nuestro país da un paso trascendental y en la dirección correcta, al atacar de manera frontal uno de los problemas más importantes del país que es la corrupción.
Sin embargo, coincidió con los empresarios, en el sentido de que ahora el reto es poner en marcha la nueva legislación con la participación de la ciudadanía, para llevar a cabo un verdadero combate frontal a este fenómeno social.
El especialista también consideró que es trascendental y prioritario dar seguimiento al Nuevo Sistema Nacional Anticorrupción, ya que por sí sólo no resuelve el problema, el cual insistió es de los más graves que tiene México.