El Instituto Nacional de Pediatría ha logrado una sobrevida del 80 por ciento en los pacientes con leucemia linfoblástica aguda, uno de los principales padecimientos oncológicos que afectan a la población infantil

Así lo dijo, Alejandro Serrano Sierra, director general del Instituto y reiteró que cada año se atienden entre 800 y mil 200 niños con esta enfermedad; de los cuales se estima que 365 son casos nuevos.

Se tiene un acelerador lineal, tomógrafo y equipo de vanguardia para realizar pruebas de resonancia magnética y novedosos estudios de laboratorio, como el inmunofenotipo, que permite conocer el tipo de leucemia que provoca la enfermedad.

La unidad consta de tres niveles, el primero tendrá una sala de espera para 75 personas, 23 consultorios y áreas de enseñanza para los médicos residentes, además de un área de juegos donde los niños podrán realizar diferentes actividades educativas y recreativas mientras esperan su consulta.

El segundo nivel está destinado a la realización de trasplantes de médula ósea, contará con seis camas, terapia intensiva especializada en problemas hemato-oncológicos e inmunológicos.

Mientras que en el tercer piso concentrará áreas dedicadas a la atención de problemas hematológicos benignos, como la anemia clásica y hemofilia, entre otros. Además de una área de hospitalización con 40 camas.