De 2013 a la fecha se ha reducido en 20% el número de trasplante de órganos en el ISSSTE, principalmente porque las instalaciones o quirófanos, no eran totalmente adecuados y faltaba capacitación de personal para detectar posibles donadores, lineamientos que estableció Cofepris

“desde el punto de Cofepris, la recomendación y los requerimientos, el caso de Durango, se había iniciado el hacer un trasplante renal y obviamente al hacer una revisión Cofepris, marcó algunos observaciones, las cuales ya ha solventado y estamos en espera de abrir de nuevo el programa ahí. Hubo una reducción de números de lo que veníamos realizando de trasplantes, una reducción del 20% “

Así lo dijo, Rafael Navarro Meneses, Director Médico del ISSSTE