Uno de los objetivos del ISSSTE para 2018 es reducir los tiempos de espera para consultas, cirugías, terapias y gestión de camas con programas preventivos accesibles y útiles para la atención diligente a la población más vulnerable como pensionados y niños

“se privilegian programas preventivos para reducir y evitar el sobrepeso, la obesidad, para detener, atender y dar seguimiento institucional a enfermos y enfermedades crónicas degenerativas no transmisibles como la diabetes, la hipertensión, para atacar con oportunidad el cáncer de mama, cervicouterino, de próstata y todos aquellos de incidencia preocupante.”

Así lo dijo, José Reyes Baeza, Director General de ISSSTE