Pepe Aguilar volvió a hablar del proceso judicial que enfrenta su hijo en Estados Unidos, donde es acusado de contrabando de indocumentados.

El cantante aceptó que es una situación difícil por la que atraviesa su familia, y que sólo confía en que José Emiliano salga bien librado del proceso, ya que de resultar culpable, recibiría una pena máxima de 10 años de cárcel por cada indocumentado que transportaba en la cajuela de su carro.

Pepe Aguilar comentó que desafortunadamente no mantenía una relación cercana con su hijo: “Por supuesto que tenemos y teníamos contacto, y de vez en cuando nos veíamos, pero definitivamente no como yo hubiera querido en mi vida, como tengo a mis otros tres hijos en casa y el trato con ellos”.