El Procurador Ambiental y del Ordenamiento Territorial del Distrito Federal, Miguel Angel Cancino, reconoció que nunca han hecho una revisión de las condiciones en que se encuentran los animales del zoológico de Chapultepec.

Sin embargo, informó que tras la muerte del gorila Bantú y de una bisonte, la procuraduría a su cargo inició una investigación de oficio y anunció que, dependiendo de los resultados que arroje, podrían llevar a cabo una revisión total del zoológico.

“Pudiéramos hacerlo y eso va a depender de la información que estemos recopilando tanto del caso Bantú como de otra información.”

El funcionario local hizo un exhorto a los visitantes de los zoológicos de la capital a denunciar, si son testigos, de malas condiciones o maltrato de los animales.