El presidente del Partido del PRD en la Ciudad de México, Raúl Flores, aseguró que las nuevas normas de verificación anunciadas por la Secretaría de Medio Ambiente federal (Semarnat) como un medida urgente para disminuir la contaminación atmosférica en la Megalópolis, resulta parcial y no resuelve el problema.

El dirigente perredista advirtió que las medidas dejan sin castigo a los gobiernos estatales que colindan con la capital, particularmente el Estado de México, que, dijo, es la entidad que más contribuye a la contaminación que diariamente se registra en la Ciudad de México por contar con el parque vehicular más obsoleto de toda la zona.

“Los gobernadores siguen omisos respecto de su responsabilidad con la salud, no sólo de los capitalinos sino de los habitantes de sus entidades. Es muy fácil ser omisos cuando no se tienen sistemas de monitoreo.”