100 mujeres que han sido víctimas de distintos tipos de violencia en la ciudad, tendrán la posibilidad de trabajar en tiendas departamentales y de autoservicio, con la firma de un convenio de colaboracion entre la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales, ANTAD, y la Secretaría de Desarrollo Social capitalina.

“Y al dejar esta situación de violencia, el gobierno, lo primero que busca es generar, no solamente la atención y el acompañamiento psicológico, no solamente todo el esquema de apoyo, dentro de nuestras posibilidades económico y de vivienda, lo que busca verdaderamente es el empoderamiento, el empoderamiento es que estas mujeres puedan hacerse cargo de su familia, puedan hacerse cargo de su vida a través de una actividad remunerada”

De acuerdo con el titular de la dependencia local, José Ramón Amieva, el acuerdo busca hacer efectivos a las beneficiarias sus derechos de alimentación, salud, capacitación y empleo, con el fin de favorecer la equidad, reducir las desigualdades y eliminar la exclusión social.

A su vez, la secretaría capacitará a personal de la Antad en los temas de perspectiva de género, derechos humanos y prevención de la violencia familiar.