En México se registran históricamente, en promedio, entre 70 y 80 casos de microcefalia cada año, cifra que el sector salud tiene confirmados antes de la llegada del virus de Zika al Continente Americano y de la asociación, en Brasil, de esta enfermedad con la disminución del cráneo en los embriones de mujeres embarazadas que se contagian con Zika

“que es la microcefalia, que es la disminución de la dimensión del diámetro cráneo en los bebés y esto pues obviamente puede tener como consecuencia o la muerte del bebé o problemas neurológicos muy serios, por lo que hemos estado trabajando en este tema más de un año”

Así lo dijo, Mercedes Juan López, Secretaria de Salud