Ante la convocatoria de diversas organizaciones para llevar a cabo nuevamente una movilización contra el matrimonio igualitario este 24 de septiembre, la CNDH emitió las siguientes observaciones:

Que el Artículo 1º constitucional prohíbe todo tipo de discriminación, incluida la motivada por orientación sexual.

Que el derecho a tener convicciones éticas, de conciencia y de religión no puede condicionar, inhibir o eliminar el goce de derechos de los demás.

Que el derecho a la protesta debe estar libre de promover prejuicios, estereotipos y estigmas.

En un comunicado, el organismo nacional advierte que restringir la posibilidad de contraer matrimonio a que lo hagan un hombre con una mujer, violenta el principio de igualdad y es contrario a los derechos de autodeterminación y libre desarrollo de la personalidad.

Por ello exhorta a los participantes en la marcha a promover la tolerancia y la inclusión.