Cuida a tus hijos en puntos clave.

Durante las vacaciones de verano se registra un incremento entre un 17 y 20 por ciento en el número de accidentes entre menores de edad, de acuerdo al reporte de la Dirección de Protección Civil, por lo que en este periodo se ofrecerá orientación a los padres de familia para prevenir incidentes, precisó su titular Ricardo Tapia Cuevas.

Comentó que la principal recomendación es reforzar las medidas de prevención entre la ciudadanía, a fin de evitar que se presenten contingencias en la temporada vacacional.

Por ello, reiteró a los padres de familia, principalmente que tomen las medidas preventivas necesarias para evitar accidentes en el hogar y espacios recreativos, ya que es común que en este periodo se incrementen los ingresos hospitalarios por accidentes, tanto en niños como jóvenes y adultos.

Tapia Cuevas señaló que los accidentes más comunes son cortadas, quemaduras por agua caliente o alimentos en cocción sobre las estufas, golpes con objetos, caídas de escaleras o techos y en algunos juegos infantiles, así como de bicicletas, patinetas o patines.

Respecto a los accidentes en el hogar, sugirió mantener supervisión constante de los menores de edad, evitar que jueguen en áreas de riesgo como la cocina, escaleras, cerca de bardas, depósitos de agua o en espacios donde alberguen medicamentos, artículos de limpieza o aditamentos para el automóvil.

En lo que se refiere a albercas, balnearios y afluentes diversos, el titular de la dependencia exhortó a los padres o tutores a reforzar la supervisión y acatar las indicaciones de las unidades de emergencia que vigilan estas áreas.

Las principales lesiones que se registran en la población infantil durante la temporada vacacional son heridas, fracturas y traumatismos de cráneo, que se ocasionan por caídas de altura o vehículos en movimiento, por lo cual es indispensable salvaguardar el bienestar de los menores mediante las medidas de prevención por parte de los padres, señaló.