imageLas compañías de seguros están listas para recibir e indemnizar a los asegurados y terceros afectados tras los fuertes vientos que se suscitaron en México, provocados por la décimo primera tormenta invernal y los frentes fríos número 45 y 46”.

En un comunicado la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros, explicó que respecto a los automóviles las coberturas que amparan ante estas consecuencias son “Daños Materiales” y/o “Robo Total del Vehículo”. La primera cubre ante incendio, rayo, explosión, terremoto, riesgos hidrometeorológicos (como ciclón, huracán, alud, derrumbe, granizo, inundación), caída de objetos, construcciones, estructuras, árboles, ramas, entre otros.

Cabe resaltar que las consecuencias generadas a bienes de terceros (Responsabilidad Civil) por la caída de objetos como anuncios o bardas, también son amparadas por una póliza cuando hay responsabilidad atribuible al propietario del bien.