Ante las enormes trabas burocráticas y legales que impide resarcir daños a víctimas, el presidente de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, Sergio Jaime Rochin del Rincón, urgió a senadores y diputados reformar de manera urgente la actual Ley General de Víctimas, que reconoce, ha imposibilitado entregar apoyos a todos los afectados por los hechos violentos ocurridos en Nochixtlán, Oaxaca, el 19 de junio.

En reunión con la Comisión de Seguimiento a los Hechos Ocurridos en Nochixtlán, el funcionario, aceptó que la ley es revictimizante, al tiempo que se comprometió a brindar atención jurídica y económica, hasta donde la normatividad le permita.

“Reformar la Ley General de Víctimas no solo es necesario, es urgente, apelo a su sensibilidad, invoco a conocimiento profundo de los temas que aquejan al país, y confío en su compromiso con las víctimas, la Ley General de Víctimas es en muchos aspectos, revictimizante”, señaló Rochin del Rincón.

Explicó que la ley exige a las víctimas entregar facturas de atención médica, o de gastos funerarios, además de que como primer requisito, se les pide su nombre y otros datos personales, que por temor se niegan a proporcionar, comportamiento que resulta entendible, dadas las circunstancias que rodean a los hechos violentos, como los ocurridos de Nochixtlán, Oaxaca.