Luego de la detención de dos de los líderes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), el presidente del Senado, Roberto Gil Zuarth, descartó que tenga un móvil político de fondo, por lo que serán los jueces quienes finquen responsabilidades de tipo penal a los maestros Francisco Villalobos y Rubén Núñez.

En entrevista,  Gil Zuarth, señaló que “después de integrar un expediente, después de haber recabado pruebas, el ministerio público ha llegado a la convicción de que se cometieron delitos y en consecuencia ha actuado. Por eso insisto que el juicio sobre la responsabilidad penal no le corresponde a la clase política, a los actores políticos, sino le corresponde a los jueces. Que sean los jueces los que analicen las pruebas y los argumentos que les han sido acercados y que sean los jueces los que determinen si existe o no responsabilidad penal”.

Señaló que la Reforma en materia Educativa “no está sujeta a la decisión y al arbitrio de una expresión disidente del magisterio educativo.Que no está bajo ninguna lógica subordinada a las intenciones del sindicalismo magisterial y que en consecuencia se tiene que aplicar la ley”.