Del 12 al 17 de febrero, los recorridos del Papa Francisco en México se realizarán en papamóvil o en vehículo cerrado, dependiendo del sitio y de las previsiones realizadas por las distintas autoridades, aunque esto quedará sujeto a las decisiones finales del jerarca católico

“quien decide al final es el Papa, que en el momento el Papa puede decir, paren el Papamóvil y se baje o teníamos previsto el recorrido en papamóvil o en coche cubierto y el Papa diga no, hay mucha gente, me subo al Papamovil, va a ver muchas sorpresas, estamos preparados, me bajo y me cambio al Papamóvil o quiero saludar a esas personas”

Así lo dijo, Eugenio Lira Rugarcía, secretario general de la Conferencia del Episcopado Mexicano