La Secretaría de Gobernación dio a conocer el decreto por el cual se expide la Ley Federal para Prevenir y Sancionar los Delitos Cometidos en Materia de Hidrocarburos.

Robo-Gas

El documento establece multas en días de salario mínimo vigente en el lugar de los hechos, pero aclara que deberán adecuarse a la unidad de medida y actualización equivalente que se establezca en el sistema penal.

Hasta el momento las penas son de 15 a 25 años de prisión y multa de 15 mil a 25 mil días de salario mínimo a quien sustraiga o aproveche hidrocarburos, petrolíferos o petroquímicos, de ductos, vehículos, equipos, instalaciones o activos, sin consentimiento.

Se sancionará a quien compre, reciba, comercialice, resguarde, transporte, almacene, distribuya, posea, suministre, oculte o altere hidrocarburos sin consentimiento de quien pueda disponer de ellos con arreglo a la ley.

Dichas conductas se sancionarán con dos a cuatro años de prisión y multa de dos mil a cuatro mil días de salario mínimo cuando la cantidad sea menor o equivalente a 300 litros; y prisión de cuatro a ocho años y el pago de cuatro mil a ocho mil días cuando la cantidad sea mayor de 300 a mil litros.

Cuando la cantidad de hidrocarburo sea mayor a mil, pero menor de dos mil litros se impondrán de ocho a 12 años de prisión y multa de ocho mil a 12 mil días; y cuando sea igual o mayor a dos mil, la pena será de 10 a 15 años de cárcel y el pago de 10 mil a 15 mil días de salario mínimo.