En el municipio de Comitán, Chiapas, un grupo de integrantes de la sección 7 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación interceptó a seis maestros que se dirigían a la ciudad de Tuxtla Gutiérrez a entregar documentación de los profesores que no están participando en el movimiento magisterial para que les pagaran y además de acusarlos de ser maestros traidores, les cortaron el cabello.

Les quitaron la documentación y sobre una banqueta les cortaron el cabello con tijeras y les colgaron un letrero con distintas leyendas como “traidores de la patria”… También los hicieron caminar descalzos por el Bulevar Comitán.

En un video que circula en redes sociales se puede ver como es rapada la maestra María Dolores Guillen.

Otro grupo de 8 directivos y maestros del Colegio de Bachilleres de Chiapas fueron detenidos por dar clases, en Tuxtla Gutiérrez, por miembros del Movimiento Popular Comiteco y la Organización Popular Independiente Emiliano Zapata… Fueron obligados a caminar descalzos por las calles con pancartas colgadas en las cuales los acusaban de traidores.

maestros

Sobre estos hechos el secretario general suplente de la sección 7 de la CNTE en Chiapas, Manuel Mendoza, señaló en una entrevista que las agresiones contra las maestras en Comitán son una advertencia para los profesores que no estén en contra de la reforma educativa.

“En Chiapas, el 98 por ciento estamos en paro indefinido y entonces me parece que es un pequeño sector que se aferra a no defender la educación…Lo que hoy pasó es una señal para los que todavía no han entendido que la educación pública se defiende”.

“No lo condeno, no lo condeno, no lo condeno…Lo que pasa es que la violencia no viene de nosotros, viene del Estado. Como hemos sido permanentemente reprimidos, se han exacerbado los ánimos por esa política económica del régimen”.

Cj0VBkxVEAEp737

Hay que recordar que la Coordinadora Nacional de los Trabajadores de la Educación en Michoacán instruyó la semana pasada a sus agremiados a realizar brigadas de “cazadelatores”, con el objetivo de ubicar a supervisores y directores encargados de levantar las actas de los docentes que faltaron a clases y raparlos para evidenciarlos como traidores.

La secretaria de Educación Pública de Chiapas, Sonia Rincón, explicó que policías estatales resguardan la seguridad de los maestros que están dando clases pero domina el miedo.

“Los maestros y las maestras están muy espantados. Es una organización, no son padres de familia, son organizaciones llamadas por los líderes de la sección 7 y son ellos los que están haciendo todas esas actividades. El 96 por ciento de las escuelas y los maestros, por temor, están cerrando”.

Mientras que la Secretaría de Educación Pública en un comunicado, señala que“condena categóricamente la violencia perpetrada en la ciudad de Comitán de Domínguez por integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación y de algunas de sus organizaciones afines, en contra de supervisores y directores escolares del estado de Chiapas que cumplían con las acciones legales de notificación a los maestros que han faltado por más de tres ocasiones a sus labores docentes”.

El titular de la SEP, Aurelio Nuño, también reaccionó y condenó los hechos vía twitter …