Beijing, China, cumple este martes su quinto día consecutivo con severas condiciones de contaminación atmosférica.

Un individuo utiliza una máscara en la Plaza Tiananmen en Beijing debido a los altos niveles de contaminación que nublaron el ambiente en el este de China por segunda vez en dos semanas, el martes 29 de enero de 2013.(AP Foto/Ng Han Guan)

Durante la madrugada la alerta naranja superó 50 horas de duración, ya que la concentración de partículas suspendidas en el aire mayores a 2.5 micrones, había llegado a mil microgramos por metro cúbico.

La contaminación que ha generado alertas en las escuelas y en general en todas las actividades, rebasa los límites de Beijing y se extiende a las norteñas provincias de Tianjin, Hebei y Shanxi.

La Oficina municipal de protección medioambiental explicó que las malas condiciones del aire se deben al uso de carbón como calefactor por el frío invernal, así como las emisiones de vehículos.

 

firma_logo_acirnoticias_125px