Este día se reanuda la aplicación de multas de tránsito en 15 municipios del Estado de México.

Y a propósito de esta situación, toma en cuenta lo siguiente para evitar ser víctima de alguna arbitrariedad o acto de corrupción:

La Policía de Tránsito del Estado de México está integrado solo por mujeres y son las únicas autorizadas para infraccionar. Las puedes identificar por el uniforme negro y vivos naranja.

Solo por cuatro motivos tu automóvil puede ser llevado al corralón:

1.- Si no cuentas con las dos placas o el documento que justifique su falta
2.- Si las placas de tu coche no coinciden con el número y letras de la calcomanía y tarjeta de circulación
3.- Si conduces en estado de ebriedad o bajo el influjo de alguna droga
4.- Si tu auto participó en algún accidente de tránsito grave

En caso de ser detenido podrás llamar al 01800 900 33 00, donde personal capacitado te dará asistencia y respaldo profesional las 24 horas de los 365 días del año, para evitar abusos y saber si la falta que cometiste amerita o no infracción.

  • GOCS

    En el Estado de México, el pretexto de la policía de tránsito puede ser el que sea. EL QUE SEA, y te quitan la placa, quieras o no, y cuando te la quitan, ponen de pretexto que ya la quitaron y que ya “están a medio trámite” y no pueden detener la multa. Y si aún no la quitan, el pretexto es que “ya llenaron algo en su carpeta de multas” y que YA NO pueden cancelar nada, “que porque sus jefes les cobran o multan por llenar o rayar la libreta pero NO poner multas”. La cosa es que la asquerosa y corrupta policía del Estado de México, solapada por sus autoridades igualmente tranzas e inútiles, solo están para extorsionar a los conductores, Y NO para vigilar el buen tránsito de los vehículos. Y al gobernador del Edo. Mex. le vale un rábano todo esto.