En Alicante, España, una niña de cinco años salió por la ventana de su casa y se quedó agarrada al barandal en una cornisa ubicada en el séptimo piso.

Testigos llamaron a los bomberos quienes acudieron inmediatamente, de manera preventiva colocaron un colchón en el suelo por si había cualquier percance mientras realizaban el rescate en altura, además un grupo de bomberos se situaron en el ático para poder sujetar a la pequeña quien fue alcanzada por un Camión de escala giratoria.

Cabe mencionar que tras el rescate, no fue necesario trasladar a la niña a algún hospital, ya que se encontraba en buen estado de salud, aunque muy nerviosa y asustada.

Por otro lado, agentes de la Policía Nacional accedieron al interior de la vivienda para comprobar si a los padres les había sucedido algo, sin embargo la casa estaba vacía; minutos después de concluir el rescate, la madre de la pequeña volvió al domicilio y declaró que estaba en el gimnasio.

La mujer fue detenida acusada de un delito de abandono de menores, mientras tanto, la pequeña fue entregada al padre biológico, ya que la pareja está separada.