Las escuelas que opten por el Calendario Escolar de 185 días y no de 200 días al año, como se realiza actualmente, claro, con una jornada más amplia, tendrán que someter un plan a la autoridad educativa y serán autorizados por los supervisores escolares

“tendrán que someter un plan a la autoridad educativa y tendrán que decirlos, qué es lo que pretenden hacer con esos 185 días y la opinión que ustedes tengan, de las escuelas que están a su cargo, de sí esa escuela amerita pasar a un programa de 185 días, con una jornada más amplia, o es más conveniente por diversos motivos que se quede en un calendario de 200 días”

Así lo dijo, Aurelio Nuño, secretario de Educación Pública