De acuerdo con estudios del Secretariado Técnico del Consejo Nacional para la Prevención de Accidentes, del 33 al 69 por ciento de los conductores con traumatismos mortales presentó alcohol en sangre.

image

Francisco Navarro Reynoso, Director de la coordinación de Hospitales Federales, explica que al beber alcohol, se afectan las funciones cerebrales.

El abuso en el consumo de bebidas alcohólicas constituye uno de los problemas de salud pública más importante en los últimos años, sobre todo en mujeres y hombres jóvenes y adolescentes.

A pesar de lo anterior, no hay datos recientes en cuanto al consumo de alcohol, por lo que de acuerdo con la Encuesta Nacional de Adicciones 2011 en la población adolescente, 42.9 por ciento consumió bebidas alcohólicas alguna vez en la vida, mientras que el índice de dependientes fue de 4.1 por ciento.

Una de las acciones más comunes entre las personas que pierden el control al beber alcohol es manejar en estado etílico, lo cual puede ocasionar accidentes que afecten a terceros y conlleven a la muerte, dice la Secretaría de Salud.

El doctor Navarro, destacó que consumir alcohol en exceso también puede provocar enfermedades en el estómago, duodeno, esófago e hígado, como la cirrosis reflujo, alteraciones en la presión arterial y frecuencia cardiaca.

Para quienes tiene problemas con la manera de beber, la Secretaría de Salud pone a disposición de quien lo requiera el número 018009112000