En el marco de la Conmemoración anual en memoria de las víctimas del Holocausto, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos reitera su condena a los actos genocidas, que son parte de las páginas más oscuras de la historia de la humanidad.

Mediante un comunicado, el Organismo Nacional convoca a la ciudadanía a tomar conciencia de esos hechos deleznables para prevenirlos y evitarlos.

El documento detalla que más de seis millones de personas fueron vulneradas hasta límites inimaginables, en el que es considerado el mayor acto de barbarie, donde una ideología ejercitó la violencia y la atrocidad masiva contra la población, bajo la idea de una pretendida superioridad racial.

La comisión habla de la importancia de que en las nuevas generaciones exista la convicción ética de no repetir esos horrores.