Con motivo de la suspensión del suministro de agua potable que inició hoy en 13 Delegaciones de la Ciudad de México, la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal, hizo un llamado a las autoridades para garantiza el derecho humano al agua.

Mediante un comunicado, el organismo pide mantener acciones que disminuyan las afectaciones a la población.

La comisión informa que estará atenta ante posibles violaciones al derecho humano al agua, toda vez que el acceso al vital líquido es un derecho humano y por ello, la autoridad debe garantizar la disposición de agua salubre, aceptable, accesible y asequible.

Es necesario, reiteran, garantizar el suministro para uso personal y doméstico, en escuelas, en centro de trabajo y en centros de salud.