El ajuste anunciado por el Gobierno Federal, sí afectará programas sociales que aplica la Sagarpa y la Semarnat, lo que agudizará la crisis en el campo mexicano pues a ello se suma el desplome en el precio internacional de los granos básicos como el maíz y el trigo además de algunas oleaginosas, advirtió Max Correa Hernández, Secretario General de la Central Campesina Cardenista

Al participar en el Congreso de la Central Campesina Cardenista en Tlaxcala, con la presencia de 600 militantes de la organización provenientes de 19 municipios del estado estamos, señaló que “preocupados porque los recortes también le van a llegar a las dependencias y a los programas productivos de la Sagarpa, de la Semarnat y otras instituciones con las que las organizaciones campesinas trabajamos”.

En su discurso, insistió en que los precios de los granos mexicanos corren la misma suerte que los precios del petróleo ya que existe una caída en el precio internacional de los principales granos como en el caso del maíz, el trigo y otros; de ahí la urgencia de estar preparados pues esta tendencia se mantendrá cuando menos en los próximos cuatro o cinco años.

Lo anterior, aseguró, se complica a un más, dijo, si consideramos que en México es ilustrativo el minfundio en el caso del maíz, el cual es por mucho el cultivo agrícola más importante del país.