El gobierno del Estado de México asumió la operación de la Línea 3 del Mexibús que corre de Chimalhuacán al metro Pantitlán, debido a que la empresa SITUSA, decidió abandonar las operaciones de esta ruta.

La concesionaria SITUSA, argumentó un supuesto incumplimiento en la entrega de la terminal de Pantitlán, debido a un error de interpretación  en el título de concesión.

Dicha decisión provocó que esta madrugada las terminales de la ruta de este Mexibus estuvieron cerradas, provocando un retraso en la prestación del servicio.

Ante este hecho, personal de la Dirección General del Sistema de Transporte Masivo y Teleférico estatal, abrió las estaciones donde los torniquetes se encontraban encendidos.