El IMSS fortalece los protocolos de atención médica en el noreste del país, en beneficio de los candidatos a trasplante de órganos y las pacientes con cáncer de mama.

En materia de trasplante de órganos, se agilizarán los estudios de los pacientes candidatos; mientras que el personal que realiza estos procesos, tendrá mayor capacitación con técnicas menos invasivas y con mejores resultados.

Para atender a las pacientes con cáncer de mama, se aplicará un modelo integral regional que comprende la detección, tratamiento y seguimiento de esta enfermedad, con el objetivo de ofrecer un servicio con calidad y calidez a las derechohabientes.

El adiestramiento en los profesionales de la salud será una prioridad en la región para impulsar la formación continua de los médicos; adicionalmente se creará un centro de capacitación con simulador, con sede en la UMAE 34 de Monterrey, que beneficiará a los tres niveles de servicio médico.