Mientras México siga encabezando una de las naciones con mayor desigualdad, con una debilidad de sus instituciones y con carencias en nuestro Estado de Derecho, no se podrán alcanzar mayores tasas de crecimiento y mucho menos abatir los niveles de pobreza.

Así lo manifestó el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana Gustavo de Hoyos Walther, quien destaco que llevamos más de tres décadas con un crecimiento económico marginal que apenas alcanza un promedio del 2.3 por ciento anual.

“Solamente fortaleciendo el Estado de Derecho México podrá detonar mayores índices de crecimiento, que se transformen en bienestar para la población y con esto, abatir paulatinamente la pobreza y creciente inequidad que hoy existe en nuestra sociedad. ..Erradicar la pobreza debe de ser una de las prioridades del Estado Mexicano, como lo es ya a nivel internacional, al estar incluido como el primero de los 17 grandes objetivos globales para el desarrollo sostenible impulsados por la Organización de las Naciones Unidas, a partir del primero de enero de este año y de cara al 2030”.

El líder del sector patronal agregó que en los últimos tres años nuestra posición en materia de Estado de Derecho con respecto a otros países ha empeorado en mediciones tan importantes como la del Foro Económico Mundial, en la que ocupamos el sitio 109 de 140 países en su más reciente medición por los años 2015-2016.