De acuerdo con expertos 6 de cada 10 mexicanos se verán afectados por la llamada “cuesta de enero”.

Ante esto casas de empeño estiman que la demanda de préstamos aumentará 10 por ciento, lo que significa que tan solo en enero se tendrán 20 millones de pesos más para que sean colocados entre la población no bancarizada., así lo informó Roberto Alor, presidente de Prendamex, quien dijo que los préstamos van de 900 hasta mil 300 pesos.
En conferencia detalló que serán 300 mil pignorantes los que acudirán a una de las 5 mil 400 casas de empeño legalmente registradas ante PROFECO.
El directivo explicó que lo que mas empeñan son aparatos electrónicos y electrodomésticos, joyas y autos y el dinero es canalizado para gastos personales, educación y salud.