Las heridas en úlceras venosas, pie diabético, quemaduras superficiales de primer y segundo grados, entre otras lesiones graves, no deben limpiarse con jabón, alcohol, agua oxigenada o inyectable, porque retrasan el proceso de cicatrización de lesiones, debido a que causan daño celular en la piel.

Cecilia Montiel, encargada de la Clínica de Heridas de la Unidad Quirúrgica de Corta Estancia Juárez del Centro, antes Hospital Juárez del Centro, recomendó a los pacientes acudir con personal médico o de enfermería, a fin de conocer las sustancias que deben aplicarse y las contraindicadas para su tratamiento.

Los métodos tradicionales que todavía se emplean, consistentes en “tallar hasta que sangre la lesión”, solo retrasan la cicatrización o se profundiza la herida.

En enero pasado, se puso en operación la Clínica de Heridas para atender lesiones complicadas, como las úlceras venosas, pie diabético y quemaduras.
image