Abatir la carencia alimentaria es la prioridad del Gobierno Federal, por lo que la Secretaría de Desarrollo Social intensificará sus acciones a través de los distintos programas, aseguró el titular de la dependencia, José Antonio Meade.

Al reunirse con titulares de diferentes dependencias federales, encargadas de coordinar la estrategia de inclusión social, sostuvo que México sigue teniendo un reto importante en materia de seguridad alimentaria, toda vez que hay circunstancias vinculadas con la alimentación que son inaceptables. Por ello los instó a incrementar el trabajo coordinado a fin de reducir en el menor tiempo posible este indicador de pobreza.

En el encuentro fueron analizados los métodos de evaluación de seguridad alimentaria que se realizan tanto a nivel internacional como en México a través del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).