Los resultados del primer Módulo de Movilidad Social Intergeneracional, levantado por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) arrojaron que a color más claro de piel, más oportunidades para tener empleos mejor remunerados y mejores puestos directivos.

Mientras que las personas con el color de piel más obscuro menos remuneración y menos oportunidades de alcanzar cargos denominados por INEGI como “directivos, jefes o profesionistas”.

Esto quiere decir que en México se dan mejores puestos a empleados por su color de piel que por sus conocimientos. Aunque el sector indígena mostró haber mejorado económicamente en comparación con sus generaciones anteriores.

El estudio señala que sólo el 10% de las personas que se autoclasificaron en las tonalidades de piel más clara no cuenta con ningún nivel escolar. Para las personas que se asumen con tonalidades más oscuras,  el porcentaje se eleva a 20.2%.

Esta relación también se presenta en la percepción. El 48.6% de las personas con tonalidades de piel más oscura percibió una mejora en su situación económica; mientras que el porcentaje es mayor para las personas con tonalidad más clara, un 52.2%

El INEGI explicó que para describir las tonalidades de la piel en el Módulo, se usó una escala cromática, la cual se retomó de la utilizada por el Proyecto sobre Etnicidad y Raza en América Latina, un proyecto llevado a cabo por la Universidad de Princeton, Estados Unidos, y que en México contó con la colaboración del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) y de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM).