Al comenzar este 15 de mayo la temporada de huracanes 2016 en el Océano Pacífico, más de 43 mil voluntarios de Cruz Roja Mexicana están preparados para apoyar a la población en caso de que se registre una emergencia o un desastre en el territorio nacional.

A través de un comunicado, se informó que tiene especialistas en rescate acuático, atención pre hospitalaria, apoyo en albergues y organización en centros de acopio, así como voluntarios en la logística, censo y distribución de ayuda humanitaria.

También hay más de 2 mil 700 vehículos entre ambulancias y unidades de rescate para auxiliar a la población en caso de ser necesario con el apoyo de más de 12 mil Técnicos en Urgencias Médicas a nivel nacional.
Se recomienda

ANTES DEL HURACÁN

• Realiza un plan familiar de emergencias.
• Prepara un botiquín de primeros auxilios.
• Ten preparados alimentos enlatados y agua purificada o hervida en envases con
tapa.
• Coloca los documentos importantes en bolsas de plástico.
• Elabora un directorio telefónico con los números de familiares, escuelas,
servicios de emergencia, Cruz Roja Mexicana 065, seguridad y Protección Civil.
• Limpia la azotea, desagües, canales y coladeras.
• Mantén una radio de pilas encendida para recibir información e instrucciones de
fuentes oficiales.
• Desde el interior de tu casa, protege vidrios y cristales con cinta adhesiva
colocada en forma de “X” y corre las cortinas. Las ventanas grandes pueden
cubrirse con tablas que soporten los fuertes vientos.
• Ten en cuenta la probabilidad de evacuar tu hogar si lo consideras inestable.
• Corta ramas de árboles que podrían desprenderse y causar daños.
• Ten a la mano ropa abrigadora o impermeable.
DURANTE EL HURACÁN
• Conserva la calma y tranquiliza a tus familiares.
• Mantén encendido el radio de pilas para obtener información o instrucciones
acerca del huracán.
• Desconecta todos los aparatos y el interruptor de energía eléctrica.
• Cierra las llaves de paso de gas y agua.
• Aléjate de puertas y ventanas.
• Si el viento abre una puerta o ventana, no avances hacia ella de frente.
• Mantente atento a la información de autoridades y medios de comunicación,
hasta el fin de la emergencia.
DESPUÉS DEL HURACÁN
• Conserva la calma.
• Sigue las instrucciones transmitidas por las autoridades a través de los medios
de comunicación.
• Si hay heridos reportarlos inmediatamente al 065
• Cuida que los alimentos estén limpios. No comas nada crudo ni de dudosa
procedencia.
• Hierve el agua que vas a tomar.
• Revisa cuidadosamente la casa y verifica que no haya peligro.
• Si la casa no sufrió daños permanece allí.
• Asegura que los aparatos eléctricos estén secos antes de conectarlos.
• Usa el teléfono sólo para reportar emergencias.
• Si la vivienda está en la zona afectada, no debes regresar a ella hasta que las
autoridades lo indiquen.
• Elimina el agua estancada para evitar plagas de mosquitos.
• No te acerques a cables eléctricos que estén en el piso o colgando.