A dos semanas de que se dé la apertura para la importación de gasolinas y diésel a empresas diferentes a Pemex, el secretario de Energía Pedro Joaquín Coldwell, reveló que hay cinco corporativos interesados en participar en este proceso.

El funcionario también agregó que hay dos más interesadas en construir los poliductos para transportar el combustible desde Estados Unidos.

“ Estamos viendo una gran respuesta de los inversionistas, ya hay dos grupos de inversionistas que se han acercado a la Secretaría de Energía y a la Comisión Reguladora de Energía a plantear que quieren hacer poliductos en México y hay más de 5 grupos que nos han dicho que van a importar gasolina por vía ferrocarril y que están muy interesados en construir terminales de almacenamiento muy cerca de donde están los grandes mercados de consumo de gasolina de México, desde luego el Valle de México, el área conurbada de Monterrey, Guadalajara, en la frontera norte”.

En este sentido, el encargado de la política energética aseveró que con la apertura para la importación de gasolina, el gobierno de México envió una señal positiva para que las empresas realicen sus inversiones y con ello abatir el rezago de más de 20 años que se registra en materia de almacenamiento.

Por otro lado la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) dio a conocer que hasta el 11 de marzo de este año, nueve empresas iniciaron su proceso de precalificación para participar en la cuarta convocatoria de la ronda uno, en la que se adjudicarán 10 áreas contractuales en aguas profundas del Golfo de México.

De acuerdo con la información del órgano de gobierno, las firmas participantes son: Atlantic Rim México, BHP Billiton Petróleo Operaciones de México, BP Exploration México, Chevron Energía de México, Exxonmobil Exploración y Producción México, Hess México Oil and Gas, Shell Exploración y Extracción de México, Statoil E&P México y Total E&P México.