Empresarios no quitan el dedo del renglón y exigen un periodo extraordinario de sesiones en donde se agilice el proceso legislativo a fin de aprobar el Sistema Nacional Anticorrupción con sus 7 leyes antes del 28 de mayo.

Gustavo A. de Hoyos Walther, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana, recordó el alto costo que la corrupción trae al país, convirtiéndose en un freno y obstáculo para el crecimiento nacional.

Por lo que considero urgente que sesionen las comisiones unidas en el Senado para discutir y aprobar los dictámenes que habrán de someterse al pleno durante el periodo extraordinario de sesiones.

El líder del sector patronal hizo notar que a nivel internacional existe una gran expectativa por conocer si México tendrá la capacidad para modernizar su marco legal en materia de combate a la corrupción y la impunidad.