Hay 300 mil despachadores de gasolina en México y no cuentan con prestaciones laborales.

La senadora Silvia Garza Galván solicitará al Instituto Mexicano del Seguro Social y a las 32 Secretarías del Trabajo de los 31 estados y la Ciudad de México, evitar la violación de las garantías laborales de los trabajadores de las gasolineras en todo el país, porque laboran en un lugar de alto riesgo.

La legisladora dice que existen más de 300 mil despachadores de gasolina que trabajan sin sueldo base, aguinaldo, seguridad social, capacitación e inclusive tienen que pagar en muchos casos, derecho de piso es decir; tienen que pagarle al franquiciatario una cantidad para que los dejen despachar gasolina.

La cantidad de dinero a pagar es variable y depende del lugar donde se encuentre la máquina despachadora porque las que están en la parte de enfrente siempre tienen más demanda.

En caso de accidente estas personas no cuentan con seguridad social para acceder a servicios públicos, esto a pesar de que realizan actividades de alto riesgo al manipular una sustancia peligrosa, además de que son sujetos de múltiples asaltos y por lo tanto susceptibles de recibir lecciones.

De acuerdo con el INEGI la tasa de informalidad laboral subió al 57.1% de la población ocupada es decir, más de cinco personas de cada 10, trabajan en la informalidad y esto ocasiona que se incremente el número de personas que se emplean como despachadores de gasolina.