La Comisión Metropolitana de Transporte y Vialidad (Cometravi), inspeccionó 300 unidades de transporte público, de los cuales 40 fueron sancionados por autoridades de la Ciudad de México por incumplir con el Reglamento de Tránsito y 57 fueron remitidos a los depósitos vehiculares.

En el caso del Estado de México, 72 unidades fueron trasladadas a diferentes depósitos, se aplicaron ocho infracciones por violaciones a las normas ecológicas y se llevaron a cabo 24 pruebas toxicológicas.

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), dio a conocer que estas acciones se realizaron conforme a lo acordado el 4 de mayo y reafirmó que los operativos continuarán,

Así mismo la Cometravi, trabajará en medidas para mejorar el orden, regulación y legalidad del transporte en la zona metropolitana del Valle de México.