Ante los altos índices de inobservancia materna o paterna en el pago de pensiones alimenticias que permitan mantener el estándar de vida de sus hijas e hijos, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) llamó al Estado y a la sociedad civil a trabajar articuladamente para alcanzar la satisfacción de los derechos alimentarios y el desarrollo integral de la infancia y adolescencia.

El organismo nacional advierte que es determinante tomar medidas encaminadas a prevenir las transgresiones a los derechos de niñas, niños y adolescentes, así como innovar las vías legales y las normas procesales para exigir la satisfacción del derecho a alimentos.

Y es que para la CNDH ésta es una labor imprescindible y urgente que requiere el análisis desde la perspectiva de derechos humanos y la consideración primordial del interés superior de la niñez.