La Comisión Interamericana de Derechos Humanos lamentó la decisión del Estado mexicano de no prorrogar el mandato del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes para continuar con las investigaciones, toda vez que los objetivos del acuerdo no se han cumplido y la ubicación de los 43 estudiantes de Ayotzinapa sigue sin conocerse.

El organismo internacional considera que sin la anuencia del estado no están dadas las condiciones para continuar el mandato del Grupo. Sin embargo establecerá un mecanismo especial de seguimiento hasta lograr el cumplimiento de los objetivos y recomendaciones establecidos tanto en la medida cautelar como en los informes del grupo de puertos.

Cabe destacar que los familiares de los estudiantes solicitaron a la Comisión Interamericana la renovación del mandato del GIEI hasta que se determine la verdad de lo ocurrido, se esclarezca el paradero de los estudiantes y se haga justicia.