En la Cámara de Senadores aprobaron la Ley Federal de Zonas Económicas Especiales.

Esa ley consiste en facilitar los trámites a las pequeñas y medianas empresas cuyas intensiones sean constituirse en las entidades más necesitadas del país.

Uno de los objetivos es generar una mayor infraestructura que permita superar barreras geográficas de lo que se produce en cada entidad y generar condiciones para que exista un mejor valor agregado económico en esas regiones y particularmente se puedan encadenar productivamente con el dinamismo económico del país

El presidente de la Comisión de Hacienda del senado de la República, José Francisco Yunes Zorrilla, explicó: “Primero, generar una mayor infraestructura que permita superar barreras geográficas de lo que ahí se produce con nuestros mercados, generar condiciones para que exista un mejor valor agregado económico en esas regiones y particularmente se puedan encadenar productivamente con el dinamismo económico del país”

Con la Ley Federal de Zonas Económicas Especiales, se deberán generar condiciones de mayor fomento al desarrollo económico, revisando las condiciones tributarias fiscales y aduanales y generar condiciones que permitan mejorar licencias y formatos administrativos para las nuevas empresas, las unidades de negocios o los propios emprendedores, que tengan la intención de participar en esa región.

La minuta que recibe la Cámara de Senadores fue modificada en 20 de los 50 artículos y regresó a la Cámara de Diputados.

Esta ley define que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público genere un dictamen de viabilidad que tendrá que ser aprobado por una Comisión Intersecretarial, cuyos integrantes deberán valorar la factibilidad y los alcances no sólo en materia económica, sino también sus impactos en materia ambiental.

Una vez que la Comisión Intersecretarial, apruebe el dictamen, se emitirá un decreto por parte del Ejecutivo federal, para definir que esa zona geográfica es susceptible de los beneficios de la Ley de Zonas Económicas Especiales…

La ley obliga al diseño de un programa de desarrollo, que tendrá que contar con tres puntos relevantes con la participación de los tres niveles de gobierno: Generar infraestructura, logística, que acerque mercados y que permita proveer de los servicios elementales a esa zona y a esa región, principalmente en su acceso a los servicios hidráulicos, a la posibilidad de contar con agua para la empresa y los hogares, y también particularmente su acceso al servicio de energía.