El pasado 15 de junio la panda Shuan Shuan, una de las dos que reside en el Zoológico de Chapultepec, se convirtió en el ejemplar más longevo del mundo de esta especie que habita fuera de China, con 28 años cumplidos.

Por ello, la Secretaría del Medio Ambiente del DF, a través del Zoológico de Chapultepec, celebró el cumpleaños de esta panda gigante con un “pastel” relleno de manzanas, dátiles y hojas de bambú, la cual se encuentra en buenas condiciones y disfrutando de su etapa geriátrica sin mayor complicación.

Cabe destacar que la edad promedio de los pandas en el medio silvestre es de poco más de 15 años y en cautiverio, con los cuidados correspondientes, sobrepasa los 25 años.

Los padres de Shuan Shuan son Pepe y Ying Ying pareja que el Gobierno de la República Popular China regaló a nuestro país en 1975, como símbolo de amistad entre ambas naciones, y Xin Xin de 25 años que es hija única de Tohui y Chia Chia -panda macho procedente del Zoológico de Londres-, es la última panda nacida en México, y son las únicas dos pandas en el mundo que no pertenecen a China toda vez que nacieron en México, así como las únicas dos ejemplares en toda América Latina.

A su edad, Shuan Shuan cuenta con muy buen apetito, tanto que es difícil mantenerla en su peso ideal (120-130 kg), además, es la que mejor responde al entrenamiento médico que se les brinda por medio de refuerzos positivos como trozos de manzana, caña o camote. Es muy tranquila, en los últimos años pasa más tiempo descansando debido a su edad.

Xin Xin, la otra panda gigante, también festejó el pasado 1 de julio su cumpleaños número 25. Es una panda muy activa, curiosa, impredecible y más inquieta. Llega a comer cerca de 12 kg de bambú al día y dos raciones de un preparado de arroz-manzana-comida especial, y pesa 95 kg.

México es el único país en América Latina que cuenta con éstos ejemplares, debido a que el 10 de septiembre de 1975, el Gobierno de la República Popular China otorgó a México la pareja de pandasPepe (capullo/tesoro) y Ying Ying (bienvenida) como símbolo de amistad, regalo que pocas naciones han recibido.

Pepe y Ying Ying fueron la pareja más prolífica en la historia de los pandas en cautiverio a nivel mundial, lograron procrear siete crías: tres machos y cuatro hembras, de las cuales sobrevivieron cuatro hasta la edad adulta; una de ellas fue Tohui (niño, en tarahumara), único panda no bautizado con un nombre chino.

El Gobierno de la Ciudad de México, hace una cordial invitación a conocer a las Pandas gigantes en el Zoológico de Chapultepec, cuya entrada es gratuita, en un horario de martes a domingo, de 9:00 a 16:30 horas.

Igualmente invita a participar en las actividades de verano que se llevan a cabo en sus tres zoológicos, como talleres, pláticas y exposiciones. Para mayores informes visite la página www.sedema.df.gob.mx