Luego de que el Gobierno del Distrito Federal identificara 9 mil 405 viviendas “en situación de alto riesgo”, por lo podrían colapsar, senadores del PRI solicitaron a las autoridades capitalinas implementen las acciones necesarias para garantizar la seguridad de las personas que habitan en inmuebles localizados en zonas de riesgo y en edificaciones que presentan daños estructurales.

Advirtieron que debido a las condiciones topográficas de la ciudad, a fenómenos naturales como sismos e inundaciones, así como a la antigüedad y materiales utilizados para su construcción, “miles de edificaciones están en riego de colapsar”.

En el documento que se envió a la Primera Comisión también se advierte que en el Perímetro A del Centro Histórico hay 30 edificios diagnosticados en extremo riesgo.

Además, la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda de la capital contabilizó 11 mil 512 viviendas ubicada en zonas de alto riesgo –causes, laderas y barrancas–, que se concentran principalmente en ocho delegaciones: Iztapalapa, Álvaro Obregón, Magdalena Contreras, Gustavo A. Madero, Cuajimalpa, Xochimilco, Tlalpan y Milpa Alta.