La “manita de gato” a Tutankamón le sale caro a ocho trabajadores

Ocho empleados del Museo Egipcio de El Cairo serán acusados de negligencia después de hacer un mal trabajo al volver a pegar la barba a la máscara del rey Tutankamón.

De acuerdo con autoridades, hay distintas versiones de cómo la barba trenzada en azul y dorado de la máscara se rompió desde que su daño salió a la luz en 2014.

En ese motutankamon3-3023-kLkB-U10401568122850f3E-428x240@LaStampa.itmento, un conservador del museo dijo que la barba se rompió cuando la máscara se cayó accidentalmente durante la limpieza y la pegaron rápidamente con un fuerte adhesivo, pero el pegamento dejó un espacio entre la cara y la barba.

En tanto los fiscales abrieron una investigación sobre el daño el año pasado, y dijeron que los trabajadores no siguieron el protocolo durante la restauración.

“Los funcionarios del museo se ocuparon imprudentemente de una pieza de un utensilio de 3,300 años de antigüedad, fabricado por una de las civilizaciones más antiguas del mundo”, dijo la fiscalía administrativa el sábado en una declaración a la agencia estatal Ahram Oline.