Este domingo a la una de la tarde concluyeron los trabajos de mantenimiento en el Sistema Cutzamala, por lo que se normalizó la operación para reabastecer de agua al Valle de México, luego de la reducción del 40% en el suministro del líquido que se dio desde el pasado viernes.

Aunque las labores terminaron, será durante los próximos cuatro días cuando el volumen de agua potable comprometida al Estado de México y el Distrito Federal, se vea incrementada para estabilizar las redes de distribución.

El Organismo de Cuenca Aguas del Valle de México indicó que los trabajos consistieron en el reemplazo de cinco tubos y el reforzamiento estructural de otros 20 y recordó que se tienen programados otros dos cortes al suministro en los puentes de septiembre y noviembre.

Las delegaciones más afectadas este fin de semana por los cortes fueron Álvaro Obregón, Azcapotzalco, Benito Juárez, Coyoacán, Cuauhtémoc, Iztapalapa, Miguel Hidalgo, Tlalpan y Tláhuac.