Expertos en derechos humanos de la ONU advierten que el aborto inseguro sigue matando a miles de mujeres en todo el mundo.

En un comunicado Naciones Unidad alerta que el aborto inseguro es una de las principales causas de mortalidad materna. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, cada año se realizan aproximadamente 22 millones en todo el mundo y se estima que 47 mil mujeres mueren anualmente debido a complicaciones derivadas de prácticas inseguras para la interrupción del embarazo.

El documento señala que la penalización del aborto y denegar acceso adecuado a servicios para este procedimiento es una forma de discriminación, sin embargo, se aplica al 40% de la población mundial.

Por ello, el organismo internacional insta a los Estados a derogar las leyes y políticas restrictivas en relación con el aborto, que no cumplen con los requisitos de las normas internacionales de derechos humanos.