El luchador independiente y parte de Lucha Underground, Joey Ryan, tuvo una peculiar forma de comprometerse, pues lo hizo en pleno combate.

Ryan combatió contra su novia Laura James en un evento de la promoción Finest City Wrestling, aprovechando un golpe que se llevó el réferi y una distracción de James, el gladiador tomó algo de su esquina y ante la sorpresa de todos los aficionados y la propia luchadora, en lugar de ser un objeto contundente, se arrodilló y pidió matrimonio a su novia.

Apoyada por la afición, Laura James aceptó la propuesta, fundiéndose en un abrazo y un beso con su novio; sin embargo, esto fue aprovechado por Ryan quien la llevó al toque de espaldas para quedarse con el combate.

Pese a este sorprendente desenlace, el compromiso se confirmó como real y no solo como parte de un truco para terminar el combate, por lo que Joey Ryan y Laura James se casarán en próximas fechas.