En el sur de brasil, “Pituco” un perro de 12 años de edad, acude todos los días a una tienda de mascotas por su bolsa de croquetas.

“Pituco” es ciego de un ojo y vive a 600 metros de la tienda, por lo que desde hace nueve años creó el hábito de ir con sus cuatro patitas a recoger su alimento.

Aun cuando pareciera que es escurridizo y puede irse impunemente sin pagar, la cuenta le llega directamente a su dueña, quien pasa por la tarde a la tienda de mascotas a liquidar la deuda de su mascota.

Posted by Agro Pet Paraí on Wednesday, May 17, 2017

Posted by Agro Pet Paraí on Wednesday, May 17, 2017